Recomendaciones sobre la introducción de la alimentación complementaria

agosto 03,2020

Se recomienda mantener la lactancia materna de forma exclusiva durante los 6 primeros meses de edad y, a partir de ese momento, añadir de forma paulatina el resto de los alimentos. La alimentación complementaria puede suponer un reto para padres y pediatras, pero su correcta introducción es esencial para la salud futura de los lactantes.

La alimentación complementaria consiste en ofrecer al lactante alimentos sólidos o líquidos distintos de la leche materna o de una fórmula infantil, pero como complemento y no como sustitución. En los últimos años las recomendaciones han cambiado numerosas veces, siendo notablemente diferentes de los consejos recibidos por la generación anterior.1

 

En distintos países europeos y en Norteamérica se ha cuestionado en los últimos años cuándo es el momento ideal para introducir alimentos distintos de la leche materna (o en su defecto, de la fórmula infantil de inicio) en la dieta del lactante.2

 

La Organización Mundial de la Salud recomienda el mantenimiento de la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses de vida, debido a las innegables ventajas que posee para el niño y también para la madre. Aunque este posicionamiento puede indicar que la introducción de la alimentación complementaria debería postergarse hasta los seis meses de edad, la OMS no aborda esta cuestión directamente.2

 

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) publicó en 2019 un documento de opinión científica elaborado por el Panel de Nutrición, Nuevos Alimentos y Alérgenos Alimentarios, NDA, abordando este tema. El informe considera que, una vez garantizado que las texturas sean adecuadas para la edad, que los alimentos sean nutricionalmente correctos y estén preparados según las buenas prácticas de higiene, no hay evidencia concluyente de perjuicios ni beneficios en su introducción antes de los 6 meses, con excepción de los lactantes con riesgo de anemia, que podrían verse beneficiados.3

 

En la misma línea se sitúa la Asociación Española de Pediatría (AEP), que recomienda mantener la lactancia materna de forma exclusiva durante los 6 primeros meses de edad y, a partir de ese momento, añadir de forma paulatina el resto de los alimentos, manteniendo la lactancia materna a demanda todo el tiempo que madre e hijo deseen.1

 

Se debe ofrecer a los bebés alimentos con una variedad de sabores y texturas, incluyendo vegetales verdes de sabor amargo. La leche de vaca entera no debe usarse como bebida principal antes de los 12 meses de edad.4

 

En cuanto a la introducción de alérgenos, se pueden introducir alimentos alergénicos cuando se inicia la alimentación complementaria en cualquier momento después de 4 meses. Los bebés con alto riesgo de alergia al cacahuete (aquellos con eczema severo, alergia al huevo o ambos) deben recibir cacahuete entre 4 y 11 meses, después de la evaluación por un especialista debidamente capacitado. El gluten se puede introducir entre 4 y 12 meses, pero se debe evitar el consumo de grandes cantidades durante las primeras semanas después de la introducción del gluten y más tarde durante la infancia.4

 

La introducción de la alimentación complementaria es una estrategia cuya adopción no debe retrasarse, ya que puede afectar al crecimiento y al neurodesarrollo. No obstante, una introducción precoz puede aumentar el riesgo de infección e ingreso hospitalario, si bien la revisión de la literatura médica reciente arroja resultados contradictorios. Por tanto, el comienzo de la alimentación complementaria en el lactante nacido prematuro debe individualizarse.1

 

Referencias

1. Comité de Lactancia Materna y Comité de Nutrición de la Asociación Española de Pediatría. Recomendaciones de la AEP sobre la alimentación complementaria. 2018. Disponible en: https://www.aeped.es/comite-nutricion-y-lactancia-materna/nutricion-infantil/documentos/recomendaciones-aep-sobre-alimentacion

2. Comité de Alimentación Infantil y Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría. ¿Cuál es la edad más adecuada para la introducción de la alimentación complementaria? 2019. Disponible en: https://www.aeped.es/comite-nutricion-y-lactancia-materna/nutricion-infantil/documentos/cual-es-edad-mas-adecuada-introduccion
3. European Food Safety Authority. Appropriate age range for introduction of complementary feeding into an infant’s diet. 2019. Disponible en: https://www.efsa.europa.eu/en/efsajournal/pub/5780
4. Fewtrell M, et al. Complementary Feeding: A Position Paper by the European Society for Paediatric Gastroenterology, Hepatology, and Nutrition (ESPGHAN) Committee on Nutrition. J Pediatr Gastroenterol Nutr. 2017;64(1):119-132.